La agencia británica se hace eco de la confusión provocada en España por el error con el DNI de la Infanta Cristina cometido por Hacienda. Y tras explicar que los DNI de la Familia Real tienen dos dígitos, frente a los ocho de los españoles de a pie apunta: “El fisco español no ha explicado cómo pudo equivocarse con números tan diferentes y en diversas provincias”. El diario francés Le Nouvel Observateur también habla del asunto.

ACTUALIZACI?N: También Die Welt y Die Tageszeitung han recogido la noticia.

Reuters asegura: la investigación por fraude en España contra la Infanta Cristina quedó sumida en la confusión cuando Hacienda, dijo que se había equivocado al informar que ella había vendido propiedades por valor de 1,4 millones de euros.Los abogados de la princesa negaron que alguna vez hubiera sido dueña de ninguna de las propiedades inmobiliarias del informe. Los propietarios de las fincas en cuestión también dijeron a medios locales que las habían comprado a personas conocidas y no a la princesa.

El martes la Agencia Tributaria admitió que el informe contiene errores. Y la Oficina de Registros del gobierno aclaró que la princesa no era el propietario registrado de cualquiera de ellos.`El informe de las operaciones inmobiliarias de Doña Cristina contenía un error porque recibimos información que implicaba a un Documento Nacional de Identidad con el mismo número que el suyo´explicaron en un comunnicado.”

Pero el texto señala: “Miembros de la realeza en España tienen un DNI de dos dígitos -el de  la Infanta Cristina es 14 -, mientras que los de gente comun tienen ocho dígitos. La Agencia Tributaria no ha aclarado cómo sus expertos pudieron confundir números tan  diferentes. Ni tampoco cómo pudo haber ocurrido el mismo error en varias provincias diferentes.”

Le Nouvel Observateur destaca que el fisco español ha sembrado dudas sobre la investigación contra la Infanta. Explican: “La Hacienda española ha causado confusión sobra la investigación por evasión fiscal conta la infanta Cristina al reconocer este martes que informó erróneamente sobre la venta de propiedades de casi un millón y medio de euros. Esta investigación se inició en el marco de una investigación más amplia contra su marido Iñaki Urdangarin, quien fue acusado de malversación de seis millones de fondos públicos.”

ACTUALIZACI?N:

Die Tageszeitung señala que toda España se pregunta cómo pudo acabar el DNI de la Infanta en los documentos. La crónica de Reiner Wandler dice: “La hija del Rey Juan Carlos, Cristina de Borbón y Grecia, vuelve a estar involucrada en un escándalo. Toda España se pregunta cómo pudo acabar su número de DNI en los documentos, que fueron entregados a la Agencia Tributaria por los notarios y registros de la propiedad de diversas regiones. Al ministro de Hacienda Cristóbal Montoro no se le ocurre qué responder al respecto.

Los pocos políticos y periodistas que siguen defendiendo la Casa Real, sacudida por diversos escándalos, hablan de un error que habrían cometido los notarios y los registros de la propiedad. Pero ni la asociación de notarios ni los empleados de los registros de la propiedad que han sido interrogados por la prensa consideran que esto pueda ser posible. En efecto, no se trata de un único contrato de venta sino de trece distintos.”

Die Welt asegura que la Casa Real está molesta y la Justicia desconcertada. Explican: “Supuestamente, la Infanta Cristina vendió numerosos pisos y terrenos en los años 2005 y 2006, cobrando por ello 1,4 millones de euros. Así figuraba al menos en los documentos que la Agencia Tributaria entregó al juez de instrucción José Castro. No obstante, resultó que las informaciones de la Agencia Tributaria son falsas. La Casa Real desmintió enérgicamente el informe de este organismo y también los propietarios de los 13 pisos y terrenos.

En los medios se especula que al juez Castro se le habrían entregado informaciones falsas para sabotear sus investigaciones. El jurista instruye en Mallorca el caso del marido de Cristina, Iñaki Urdangarin.”