El acuerdo de gobierno entre Artur Mas y Orio Junqueras que prevé celebrar la consulta sobre la independencia catalana en 2014 es ampliamente recogido por medios internacionales. Todos destacan que el acuerdo supone un grave enfrentamiento con el gobierno de Mariano Rajoy que se opone “energicamente” al referendum. Algunos medios también resaltan los nuevos impuestos catalanes y un diario ruso cree que Cataluña puede mostrar la viabilidad de la “Europa de las regiones”.

Artur Mas, de CiU y Oriol Junqueras de ERC
(Foto: Flickr/Convergencia Democrática de Catalunya)

Wall Street Journal señala que si la coalición CiU-ERC aguanta, Mas tendrá que celebrar el referendum en 2014. La crónica de Jonathan House dice: “Los líderes nacionalistas catalanes acordaron formar un nuevo gobierno y celebrar un referéndum independentista para la región, manteniendo el pulso de la autonomía que plantea el mayor desafío al gobierno central español. A pesar de las diferencias existentes entre CiU y ERC, algunos analistas y fuentes oficiales se preguntan si esta coalición será duradera. Si es así, Mas se vería obligado a celebrar un referéndum en el año 2014, estableciendo así las bases para tener un nuevo enfrentamiento con el Presidente mariano Rajoy.

?nicamente el gobierno central puede autorizar semejante votación y Rajoy comentó que no lo hará. En ese caso, los líderes nacionalistas catalanes declararon que buscarían el apoyo legal en la UE y en las leyes internacionales. Rajoy manifestó que no tiene sentido que Cataluña intente separarse de España cuando los países de la UE intentan permanecer unidos y reforzar su postura en la economía global.”

Financial Times destaca que los partidos catalanes han fijado un rumbo de colisión con Madrid. Explican: “Cataluña celebrará un referéndum sobre la independencia en el año 2014, fijando así el rumbo del liderazgo catalán en colisión con Madrid. El gobierno español, dirigido por Mariano Rajoy, presidente español de centro derecha, no sólo se opone enérgicamente a la secesión catalana, también dice que un referéndum está prohibido por la Constitución española. Los dos partidos catalanes prometieron mantener `diálogo y negociaciones´ con Madrid sobre el tema a principios del próximo año ??aunque indicaron que estaban dispuestos a celebrar un plebiscito de todas formas.

La pregunta que pretenden hacer a los votantes catalanes es si quieren que Cataluña se convierta en `un Estado dentro del marco europeo´ ??una fórmula que parece eludir el tema polémico de si Cataluña podría seguir siendo miembro de la UE después de declarar la independencia.”

El New York Times destaca que el pacto es tanto para gobernar como para celebrar la consulta. La crónica de Raphael Minder apunta: “Los dos principales partidos separatistas de Cataluña han firmado un acuerdo para formar un gobierno y también permitir a los 7,5 millones de ciudadanos de lo que es la región más poderosa económicamente de España votar en 2014 sobre la posibilidad de la secesión. Eso coloca al presidente catalán, Artur Mas, en un curso de colisión con el primer ministro de España, Mariano Rajoy, que ve cualquier referéndum sobre la independencia como una violación de la Constitución del país.”

Nezavísimaya Gazeta considera que Cataluña puede marcar el paso hacia la “Europa de las regiones”. Destacan: “Las relaciones entre Madrid y Barcelona siempre revistieron un carácter de relación centro-periferia, cosa que a Cataluña le gusta cada vez menos, tanto por motivos políticos como económicos. Según cálculos de los expertos, Cataluña deja de recibir 16.000 millones de euros al año. Actualmente, en las capitales europeas y centros administrativos regionales se está reforzando la concepción de que la llamada periferia europea debe desarrollarse sobre la base del principio de la subsidiariedad y del federalismo presupuestario. Las regiones deben transferir al centro federal menos medios y quedarse más de lo que hasta ahora viene haciendo.

Parece que las negociaciones para abandonar o no abandonar España discurrirán no sólo en enero, sino durante todo el próximo año. Además, Madrid tiene que hallar una fórmula de coexistencia pacífica con regiones como el País Vasco y Galicia. Así que 2013 será un año decisivo para España y, posiblemente, para toda la UE. Porque una disgregación de España puede actuar de detonador para otros Estados plurinacionales y, a fin de cuentas, para la propia UE. El año próximo mostrará cuán viable es la concepción de `Europa de las regiones´. La dirección de la UE ahora ya no defiende de forma tan categórica los intereses de los Estados nacionales en su contrapeso a las regiones. Muchos analistas consideran que tras la `Europa de las regiones´ se halla el futuro.”

NRC Handelsblad habla de cesiones del moderado Mas a la más radical ERC. El texto de Merijn de Waal: señala: “Cataluña quiere organizar un referéndum en 2014 sobre `autodeterminación´, un plan con el que la región se dirige hacia un conflicto constitucional con el gobierno central en Madrid. El presidente regional, moderado nacionalista de centro derecha, Artur as ha hecho aquí importantes cesiones a su nuevo socio en la coalición, el partido de zquierda, radical nacionalista ERC. El pragmático Mas evita la palabra  `independencia´ y prefiere hablar de `soberanía´, que ambién puede referirse a una relación menos dependiente de España. Al contrario que Mas, RC quiere una completa independencia.”

De Volkskrant señala que la noticia ha sido un jarro de agua fría para el resto de España. La crónica de Steven Adolf dice: “El acuerdo sobre el referéndum catalán se alcanzó entre el partido conservador- nacionalista de la región, CiU y el partido independentista de izquierda republicana, ERC. Esto agudiza las tensiones políticas entre el gobierno regionalista nacionalista de Cataluña y el gobierno central en Madrid. El principal obstáculo para el apoyo a CiU del presidente Artur Mas y el partido ERC, algo más radical, fue el fijar una fecha para la consulta?La decisión ha caído como un jarro de agua fría en el resto de España. Después de que el partido gobernante en Cataluña, CiU, sufriera una fuerte pérdida de escaños en las elecciones celebradas hace tres semanas, la expectativa reinante era que la cuestión del referéndum se dejaría para un futuro más lejano.”

Diario Económico destaca que Barcelona crea un nuevo impuesto para los ingresos bancarios. Explican: “Cataluña tendrá esta semana un nuevo impuesto sobre los ingresos bancarios de las empresas que tenga la sede o la actividad dentro de la región. La nueva tasa anunciada por el gobierno catalán con carácter de urgencia es interpretada como un desafío directo a Madrid. La región que espera realizar el referéndum de independencia en 2014, tiene como objetivo obtener ingresos para los cofres regionales y ??blindar el espacio fiscal? de la región, según el portavoz de gobierno catalán, Francesc Homs. El responsable explicó que Cataluña quiere evitar que Madrid prohíba a las regiones el cobro de impuestos, como está previsto en la ley de presupuestos de Estado.”

Print Friendly, PDF & Email