Uno de los últimos graffitis de Banksy

Las obras en la calle del artista del graffiti británico acostumbran a promover, con intención política y revolucionaria, visiones distintas a las de los grandes medios de comunicación y denunciar hipocresías. Pero ahora Banksy ha “utilizado” su arte para conseguir que miles de personas vean con  sus propios ojos la situación de Belén en estas Navidades. Ha trasladado la subasta anual de su “Santa´s Ghetto” a Palestina. Y de momento, segun cuenta El País, ya ha atraído a gran cantidad de jóvenes. 

Banksy decidió ir a Belén y tratar de traer la atención del mundo sobre la ruina que ha supuesto el muro levantado por Israel en Cisjordania. Entre otras cosa ha ahuyentado a buena parte de los peregrinos cristianos. La crisis es tal que las luces que adornan la plaza mayor las ha donado Francia. “Estaría muy bien que la gente viniera y viera la situación por sí misma”, declaró el artista grafitero.

Banksy se implicó primero en esta causa con sus dibujos en el “Muro de la vergüenza” de Cisjordania, un clásico de su carrera.

Imagen de previsualización de YouTube

Pero ahora ha ido más lejos. Ha pintado más obras y se ha juntado con un grupo de artistas internacionales y palestinos para montar una subasta de arte solidario, su tradicional Santa´s Ghetto”… con una particularidad: quien quiera pujar debe acudir personalmente a Belén en Nochebuena. Lo recaudado irá a proyectos sociales para niños de la ciudad.

Banksy es un ídolo de los graffiteros y antisistema. Y además de por sus dibujos callejeros es conocido por haber colocago sus obras en museos de todo el mundo.

Imagen de previsualización de YouTube
Print Friendly, PDF & Email