OpenData Sevilla quiere conocer la calidad de las aguas de ríos, lagos y playas donde se bañan las personas en España, pero denuncia que la información pública no es suficiente. Para remediarlo han lanzado Adopta una playa, un proyecto colaborativo, que según explica el blog Yorokobu pide a los ciudadanos que tomen una playa o río “bajo su protección” y recojan información sobre la calidad de sus aguas.

Este colectivo en favor de la apertura de datos explica que la Unión Europea obliga al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad a recoger esa información y hacerla pública. Sin embargo cuando OpenData Sevilla ha solicitado descargarse estos datos en crudo para trabajar con ellos, no obtuvieron respuesta gubernamental.

Por eso han optado por recurrir a la colaboración ciudadana para recopilar la información. Ildefonso Montero, impulsor de OpenData Sevilla explica: “El padrino va a la web del proyecto Nayade, del Ministerio de Sanidad localiza la playa o zona de baño que quiera adoptar y carga los datos que aparecen de las muestras en nuestro documento colaborativo en Google Drive”.

Y añade: “Hay proyectos de calidad de agua que recogen datos de España desde 2009, pero no podemos descargar los documentos. No podemos trabajar con la información”. Explican que estos datos no son una mera recomendación sobre dónde ir a bañarse. El potencial de una base de datos bien organizada radica en la posibilidad de relacionarla con otros datos y encontrar nuevos hallazgos. ??Podemos cruzar los datos de la calidad del agua con datos de vertidos contaminantes que hacen algunas empresas?, apunta Montero.

Print Friendly, PDF & Email