Mathieu de Taillac, de Le Figaro explica en radiocable.com que la conferencia internacional de paz sobre Euskadi ha servido para “ofrecerle a ETA una pista de salida más o menos digna”. De ahi el uso del lenguaje “conflicto internacional en vez de terrorismo”, aunque entiende que eso pueda molestar a algunos.

Mathieu de Taillac

Para Mathieu de Taillac la reacción de los españoles a la conferencia internacional ha sido “previsible. Cada uno se ha posicionado segun la tradición ideológica de su partido político”. Y asegura que entiende que pueda “sorprender e incluso enfadar que las propuestas que se hagan sobre el futuro de ETA o del resto de España vengan de gente que conoce mal, y lo reconoce, la situación en el País Vasco”.

Pero recoge la tesis que asegura que “esta conferencia internacional permite a ETA, si quiere dejar las armas de forma definitiva, salvar la cara…”. Asegura que la conferencia ha sido sobre todo “teatralización, pero la teatralización no tiene por qué ser mala. Lo dijo Patxi Lopez, si ETA necesita escenificar con una conferencia de paz que deja las armas, pues adelante. Esta retórica puede ayudar en esto, pero poco más”.

El corresponsal cree que lo que más ha podido molestar de la conferencia a algunos sectores en España ha sido: “el lenguaje que se utiliza. No se habla en ningun momento de terrorismo, sino de un conflicto. Parece que pone en el mismo sitio la gente que pone bombas y a quienes las reciben”. Y explica que en Francia la conferencia no ha provocado reacciones, porque el gobierno galo “siempre se cuida mucho de esperar a ver qué dice el gobierno español”.