“Los visionarios de la ciencia ficción a menudo se preguntan qué sucederá con la ciudad moderna en el futuro: en concreto, un futuro en el que los recursos son cada vez más escasos, y en el que estar en un lugar concreto no tendrá demasiado sentido. Su solución es a menudo lal misma: colocarla sobre ruedas”.

 


(Foto: Poliedro Estudio)

“El proyectyo de Manuel Domínguez es una ciudad diseñada para llevar sus habitantes en un viaje nómada por todo el mundo. De construirse, la ciudad podría ser casi tan alta como el edificio “the Gherkin” en Londres, y albergar una gama completa de oficinas, viviendas, comercios y edificios industriales, así como las estructuras de producción de electricidad y de agua dulce”.
“Domínguez asegura que su diseño es conscientemente utópico, pero señala también que la construcción es más realista que nunca. La escala de la estructura no es muy distinta a la de nuestras actuales estructuras más grandes, y está diseñada para tener menos impacto en su entorno local que el que provoca una ciudad sin la capacidad de desplazarse, por ejemplo, hacia el sur para el invierno”.

Leer artículo completo en The Huffington Post

 

Print Friendly, PDF & Email