La inestabilidad política por la fragmentación que ha dejado el 20D y sus efectos tanto para España como para la economía europea en su conjunto están en el foco de los medios foráneos, pero también de inversores y entidades financieras. Los últimos informes de Goldman Sachs, Deutsche Bank y Unicredit dan un lugar destacado a la situación española calificándola de “callejón sin salida” y advirtiendo de que presenta riesgos para la recuperación y para el euro. Se señala que la repetición de las elecciones generales es el escenario más probable, aunque se advierte de que si no hay cambios significativos en los partidos, esto no garantiza una solución.

(Foto: Flickr/Rubenvike)

Goldman Sachs ve a España en un “callejón sin salida” con probable repetición de elecciones y como un riesgo para el euro. Un informe del economista jefe del banco de inversión Huw Pill, augura que el bloqueo político en España continuará en 2016. Aunque señala que el referéndum en Cataluña será una de las cuestiones decisivas en la formación de una nueva coalición de Gobierno. Pero cree que la celebración de nuevas elecciones en 2016 es “bastante probable”, si no hay acuerdo PP-PSOE. También advierte de que esta incertidumbre política pesará sobre la confianza de consumidores y empresas y sobre las perspectivas económicas, y puede ademças constituir un riesgo para el euro.

Deustche Bank señala que no se aclara la situación de España pero advierte de que unas nuevas elecciones no necesariamente solucionarán el “impasse”. Su equipo de investigación subraya que no hay una solución fácil para España y no se vislumbra luz al final del túnel. Apunta que la repetición de los comicios parece ya cuestión de tiempo, pero advierte que esto no necesariamente solucionará el “impasse” político, a no ser que haya cambios significativos en los partidos. Señala asimismo que esta situación supondrá que España no acometerá más reformas y seguirá siendo vulnerable a las turbulencias internas y externas cuando el BCE recorte su programa de estímulo.

Unicredit apunta que solo la “gran coalición” evitaría otros comicios. El banco italiano sostiene que cualquier alianza de gobierno que no incluya un acuerdo entre PP y PSOE provocará elecciones anticipadas más pronto que tarde en España.