El diario británico recurre a los costes laborales en España, que siguen siendo bajos y son sensiblemente inferiores a la media de la UE, para poner en contexto los del Reino Unido que han caído incluso más, hasta transformar al país en una opción low cost, en comparación con sus vecinos europeos. Citan datos de Eurostat y apuntan que esto puede ayudar al crecimiento del empleo.

Financial Times explica que el coste promedio por hora de emplear a alguien en Reino Unido fue de 20,90 euros el año pasado mientras en España fue de 21,10, según datos de Eurostat. En ambos países los costes laborales fueron inferiores a la media de la UE de 23,70€ por hora y muy por debajo de los de Alemania, Francia, Italia y los Países Bajos. Y el texto recoge la valoración de Michael Saunders, economista de Citi que cree que esto es parte de una historia de fuerte crecimiento del empleo en Reino Unido, al atraer este relativamente bajo costo, a empresas internacionales que buscan personal.

El artículo detalla como los costes laborales por hora del Reino Unido apenas cambiaron entre 2008 y 2013, mientras que en la UE subieron un 10,2% y en España, un 8,7%. Aunque señala que esta gran Divergencia entre Gran Bretaña y sus vecinos es el resultado de una “dramática caída” del valor de la libra esterlina frente al euro durante la crisis financiera. Y señala que en contraste, países como España han experimentado pérdida de empleos y mejoras en la productividad que es lo que ha rebajado sus costes laborales unitarios.

The Financial Times es un diario británico considerado referencia mundial en información económica.  Se fundó en 1888 y hoy pertenece a Pearson PLC, una compañía que también posee la mitad de la revista The Economist y en octubre de 2012 se fusionó con el grupo alemán Bertelsman (y se especuló que el diario podría ser vendido).  En julio de 2012, tenía 600.000 suscriptores y 4,8 millones de usuarios registrados en su website que a su vez recibe más de 2 millones de visitas cada día de media. El FT defiende el libre mercado y la globalización. En cuanto a su línea ideológica ha respaldado a políticos como Thatcher, Reagan o Cameron pero también a Gordon Brown o Obama.  Se considera que sus editoriales suelen ser pro-europeos y pro-euro.

(Esta noticia está incluida en el resumen de prensa internacional de radiocable.com)