El procesamiento de Francisco Camps por el caso Gürtel es recogido por la prensa extranjera. Desde Francia, Le Monde apunta que para Rajoy “es un duro golpe que podría dañar su imagen en vísperas de las elecciones más importantes”. En Portugal, Publico sostiene: “el juicio incomoda al PP español”.

Camps y Rajoy en un mitin
(Foto: Flickr/Partido Popular)

Le Monde recoge en una crónica de Sandrine Morel: ??Reelegido triunfalmente el pasado mes de mayo, Francisco Camps será juzgado por presunta pertenencia a una gran red de financiación ilegal del Partido Popular que sacó a la luz el juez Baltasar Garzón… Durante mucho tiempo, el PP ha defendido a su campeón, minimizando la importancia de los regalos. Pero, para la oposición local, esto no sería más que la punta del iceberg que amenaza con ensombrecer la dirección del PP de Valencia a numerosos cargos electos del resto de España ya que la generosa donante de los famosos trajes no es otra que una de las empresas más importantes puesta en entredicho en el caso Gürtel, gran red de corrupción política que afecta a la derecha española”.

“La comunidad valenciana, la más endeudada de España (con cerca de 18.000 millones de euros) se ha convertido en símbolo de la España de todos los excesos. Incluida la corrupción política. Es lógico que su gobierno se haya convertido en uno de los blancos favoritos del movimiento de los ??indignados??. Explosivo, el caso ??Gürtel?? amenaza con causar daños colaterales. El presidente nacional del PP, Mariano Rajoy permanece mudo desde que el viernes se anunciara la noticia del proceso de Camps, se tata de un duro golpe que pudiera dañar su imagen en vísperas de las elecciones más importantes, cuando en la actualidad es claro favorito”.

El diario portugues Publico se hace eco de como el “juicio del presidente de la Comunidad de Valencia incomoda el PP español”. El texto que firma Nuno Ribeiro asegura: “Tres días después de haber sido divulgado el auto del magistrado Flors, el líder de los ??populares?? españoles, Mariano Rajoy, no quiso responder a preguntas sobre el caso. Un tema que provoca incomodidad en el PP español? Apenas Ana Mato y Cristóbal Montoro defendieron la honra de Francisco Camps, recordando Mato que ??los valencianos le votaron masivamente?? en las regionales del 22 de mayo último. Lo cual, naturalmente, no le quitan las acusaciones que le llevan al banquillo de los acusados”.

“El PP teme que el juicio de Camps coincida, en el probable escenario de elecciones anticipadas para este otoño, con la próxima campaña electoral. En la sede de los populares se sabe que Camps solo dimitirá si Rajoy se lo pide?, pero es dudoso que Rajoy formule tal exigencia a un dirigente al cual manifestó por varias veces su confianza y que después de la derrota electoral de 2008 fue uno de sus acérrimos defensores”.

Print Friendly, PDF & Email