Las marchas de protesta que este fin de semana confluyen en Madrid y las nuevas estrategias del Movimiento 15M -más conocidos fuera de España como Los Indignados- suscitan un alto grado de interes en la prensa extranjera. Su apuesta por organizarse y actuar a nivel local, las sentadas contra los embargos o las marchas y manifestaciones que preparan se resaltan internacionalmente como la prueba de que lejos de desaparecer, el movimiento de los indignados se ha reinventado.

Imagen de previsualización de YouTube
Información en Telesur, un canal latinoamericano

La revista Time se fija en las ultimas acciones del movimiento: “ha continuado sus protestas contra el elevado desempleo, la corrupción política y otro paquete de temas celebrando asambleas regularmente a nivel de barrio, han lanzado también una marcha de protesta que alcanza Madrid este fin de semana. Pero han sido las manifestaciones contra los desahucios las acciones que han recibido mayor atención mediática y para muchos de los participantes han sido las más satisfactorias”

Liberation destaca que “en España, los indignados juegan en la proximidad. Los partidarios del movimiento del 15M protagonizan ahora acciones locales, infiltrandose en las juntas vecinales en Madrid. Están indignados distrito a distrito. Llegar a los ciudadanos locales, escuchar sus necesidades, recoger en cada rincón el enorme deseo de actuar que vive la población: es la nueva forma de organización del movimiento de protesta nacido en Madrid. Indignación a nivel local uno, a través de la celebración de reuniones semanales popular en todas las partes de la capital española.

Al proyectar su energía cerca de la gente, multiplicando los centros de decisión y espacios de acción, el movimiento ha estallado, sin disperarse. Al contrario se ha regenerado y atrae a nuevos participantes cada día. A pesar de lo que se ha dicho sobre el inevitable declive de los “Indignados”, pronosticándose que “no pasarían del verano”, cuando el conjunto de España se encuentra inmersa en el sopor de las vacaciones, los vemos resurgir de nuevo en otra forma de movilización: la indignación cercana.

Il Fatto Quotidiano habla de “Marcha de Indignados desde 20 ciudades a Madrid”. El texto explica: “Desde 20 ciudades comenzaron el viaje para llegar a Madrid. Las caravanas de indignados, influenciados por las palabras del poeta Antonio Machado “Caminante no hay camino, se hace camino al andar”, avanzan lentamente, paso a paso para llegar a la capital española el 23 de julio.  A pie o en moto, los participantes siguen las rutas exactas, dando la bienvenida a los nuevos miembros en el camino y aceptando el apoyo de la gente. Las caravanas, con su lento avance, representa un movimiento que quiere convertirse en la víctima de una sociedad que analiza rápidamente, y se olvida aún más rápido.

Frankfurter Allgemeine Zeitung asegura en una crónica de Paul Ingendaay titulada ??¡Esta política no nos representa!? que “el movimiento de protesta español de los ??indignados?? no ha desaparecido. Mientras un país empobrecido se enfrenta a las próximas actuaciones, han aparecido numerosos libros que intentan explicar el fenómeno del ??15- M??. Coinciden en apreciar que la concienciación divide la historia española en un antes y en un después La insatisfacción ha captado a amplias partes de la población, que responden a las protestas con simpatía.

Se espera que en octubre vuelva a tener lugar una nueva manifestación, esta vez con participación internacional. Podemos presuponer que ésta está siendo brillantemente organizada en Facebook y en Twitter. Lo que proseguirá no puede presagiarse. Hasta ahora, ningún partido ni ningún sindicato ha podido sacar provecho de los ??indignados??. Si sus propósitos se agotan en ??acciones??, se vería cumplida la creencia fatalista en la invariabilidad de las cosas. En ese caso tendría razón el filósofo Fernando Savater, que se mofó del ??movimiento 15-M?? afirmando que se trataba de una concentración de bobos. Savater responde a las duras críticas contra la democracia de partidos española con una réplica obstinada: ??¡Estos políticos sí nos representan! ¡Los hemos votado!?.

Deustche Welle recoge: “Activistas españoles encauzan su rabia impidiendo desahucios. Mientras la crisis económica sigue mordiendo a España, más y más familias están luchando para pagar sus hipotecas. Pero los defensores de una normativa de vivienda justa estan impidiendo embargos.

El diario argelino El Watan se hace eco de que “la marcha por la revolución continua. Desde hace semanas y cuando todo el mundo presagiaba el fin total de la ola de protesta, cientos de miles de españoles, desde muchas ciudades y pueblos están en el camino a Sol. Quieren reagruparse el 22 de julio para participar en la marcha de “un millón“, un evento que está programado el 23 de julio”.

El diario digital holandés Expatica apunta que: “Marchas de protesta de ‘Indignados’ convergen el sábado en el centro de Madrid en la víspera de una manifestación por las calles de la capital española. Activistas con sacos de dormir y lonas partieron de ciudades de todo el país a finales de junio, entre ellas Barcelona, Málaga y Valencia, ante el aplauso de sus simpatizantes. Han pasado por pueblos y aldeas a lo largo del camino, celebrando reuniones en cada parada para difundir su mensaje en contra del desempleo, los recortes del estado de bienestar y la corrupción”.

Print Friendly, PDF & Email