Los casi nueve meses que lleva España sin gobierno están en el foco de la prensa global que trata de explicar a sus lectores las razones de esta situación. En los últimos días, varias destacadas cabeceras han analizado la crisis política española y han esbozado varias causas que la están provocando o agravando. Se mencionan desde antagonismos personales, a la dificultad para gestionar el fin del bipartidismo o incluso la conveniencia para los pesos pesados, PP y PSOE, de que haya nuevas elecciones.

Wall Street Journal señala la falta de experiencia en España en acuerdos entre partidos y antagonismos personales entre los líderes. Un artículo de Richard Boudreaux trata de explicar los motivos por los que España lleva casi un años sin ser capaz de elegir líder. Apunta que la falta de experiencia en las coaliciones entre partidos, se ve complicada aún más en España por la tradicional división entre derecha e izquierda y el problema catalán. Pero también menciona cómo antagonismos personales entre los líderes de los cuatro grandes partidos están inhibiendo la capacidad de alcanzar compromisos.

Financial Times señala que los pesos pesados de la política española, PP y PSOE, creen que unas nuevas elecciones les vienen bien. La crónica de Tobias Buck recoge cómo existe el temor a una “italianización” de la política española con frecuentes cambios de gobierno y poca estabilidad. Pero aunque señala que unas terceras elecciones en un año sería un fracaso democrático sin precedentes en España, advierte de que si los principales políticos del país se van encaminando hacia esta opción es porque creen que no tienen mucho que perder y sí que ganar con ella. Apunta que a los socialistas, que han sufrido el ataque a su electorado de Podemos, les puede ayudar a reforzarse como opción porque su batalla está ahora más en la izquierda que en el centro con el PP. Y sobre la formación de Rajoy, recuerda que el 26J ya fue el único que mejoró sus resultado y ahora podría volver a hacerlo atrayendo a los cansados con la fragmentación y la parálisis.

Le Monde pone el foco en el “ingestionable” fin del bipartidismo como causa. El artículo de Isabelle Piquer asegura que la “telenovela política” española se empantana porque los partidos se mantienen firmes en sus posiciones y son incapaces de forjar alianzas. Cita a los politólogos Pablo Simón y Jaime Pastor que señalan que en los partidos no negocian, sino que presionan al rival esparando que ceda y que la clase política española no quiere admitir que el país ha pasado de un bipartidismo imperfecto a un cuatripartidismo también imperfecto, pero más difícil de gestionar.

Newsweek apunta que el PSOE se niega a permitir un gobierno en minoría del PP porque tiene a Podemos “echándole el aliento”. El texto de Andrew Hammond afirma que las dos elecciones celebradas han confirmado la fragmentación del bipartidismo y la necesidad de alcanzar pactos para gobernar. En este sentido señala que el PSOE ha rechazado la posibilidad de gobernar con el PP o permitir un gobierno de éstos en minoría, primero porque sería muy impopular entre sus seguidores, pero sobre todo porque tiene a Podemos “echándole el aliento en el cuello político”. Recuerda que los sondeos decía que el partido de Pablo Iglesias incluso podía haber acabado segundo el 26J. Aunque resalta que pese a la parálisis política, la economía sigue yendo bien.

Euronews señala que el PP es incapaz de encontrar aliados por los asuntos de corrupción y porque no se ha renovado. Explica que Rajoy cree que tras ganar las elecciones del 20D y 26J que tiene derecho a gobernar, pero ha fracasado en su intento de ser investido presidente porque su partido no es capaz de encontrar apoyos suficientes en los demás partidos. Y señala que una de las causas principales es que está manchado por casos de corrupción. Y cita al politólogo, Fernando Vallespín, que recuerda que el PP es el único partido político español que no se ha renovado y Rajoy es señalado como responsable último de un partido objeto de investigaciones judiciales y corrupción. También menciona que España tiene ahora  nuevas condiciones sociológicas y la política se tiene que adaptar a ellas.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.