La sección de editoriales abiertos del New York Times ha incluído este fin de semana una innovadora y fascinante pieza de política ficción: un encuentro entre Jed Bartlet el presidente de la serie de TV “The West Wing” (“El ala oeste de la Casa Blanca” en España) y el senador Barack Obama. La idea ha sido de la columnista Maureen Dowd que ha llamado al creador y guionista de la serie, Aaron Sorkin, para que escribiera una transcripción de cómo hubiera resultado un encuentro entre los dos.

Jed Bartlet, presidente del Ala Oeste
(Foto: Flickr/Die Asta)

Plantea una visita de Obama al rancho de Bartlet para que este le ayude y le aconseje en la recta final de la campaña. El encuentro es ficticio aunque plantea en buena medida algunas de las inquietudes del senador afroamericano ante los últimos acontecimientos. Sorkin mezcla con maestría la habilidad para el sarcasmo y la ironía del personaje de Bartlet juntos con lúcidos analisis de lo que está pasando.

El “encuentro” está plagado de chistes a cargo del presidente de ficción -algo habitual en la serie- mientras que el candidato demócrata intenta obtener consejos:

Bartlet: Pareces sorprendido.

Obama: No esperaba que me abriera usted la puerta.

Bartlet: Y yo no esperaba que te dejaras ganar por John McCain y una representante de Lancome que cree que  “Los Picapiedra” están basados en una historia real. Asi que lo dejaremos en empate.

[…]

Bartlet: Me parece que tu problema se parece mucho al que yo tuve dos veces

Obama: ¿Que era?

Bartlet: Una enorme cantidad de americanos creía que yo creía ser superior a ellos.

Obama: ¿Y?

Bartlet: Lo era.

Obama: Quiereo decir, ¿como logró superar eso?

Bartlet: Bueno no voy a mentirte, ser un personaje de ficción fue una gran ventaja.

Hay pasajes en los que Bartlet/Sorkin intentan sacudir la campaña y hacer reaccionar al demócrata:

Obama: El problema es que no podemos parecer enfadados. Bush nos llamo la izquierda enfadada. ¿Vió usted a alguien en Denver enfadado?

Bartlet: Bueno dejame pensar. Fuimos a la guerra contra el país equivocado, Osama Bin Laden acaba de celebrar su septimo aniversario de no haber sido atrapado ni vivo, ni muerto, mi familia está menos segura que hace ocho años, hermos perdido billones de dólares, millones de empleos, miles de vida y perdimos una ciudad entera por el mal tiempo. Asi que, la verdad, sí, estoy un poco enfadado.

Obama: ¿Y que haría?

Bartlet: Enfadarme aun más. Llamarles mentirosos porque eso es lo que son. Sarah Palin no dijo, “gracias, pero no gracia” al Puente hacia ninguna parte. Solo dijo gracias. Fuiste educado por una madre soltera con bonos de comida… como puede llamarte elitista un tipo con 8 casas? Y ya puestos, si no haces nada más, recupera esa palabra. ?lite es una buena palabra. Quiere decir bastante por encima de la media. Yo les preguntaría qué problema tienen con la excelencia.

[…]

Bartlet: Eres un hombre negro de 47 años con un nombre que suena extranjero, que fue a Harvard y cree que la devoción por su país y llevar pins en la solapa no es lo mismo. Y estas en empate técnico con un héroe de guerra y una heroina de Cinemax. Para estos ojos cansados, senador, eso parece progreso. Teneis cuatro debates… lárgate de mi casa y vuelve a trabajar.

Obama: Espera. ¿Que era eso que solía decir, cuando tropezabais con algo en la serie y su equipo estaba frustrado y deprimido? Les daba una charla revitalizadora y siempre terminaba con una frase..

Bartlet: El recreo ha terminado.

Print Friendly, PDF & Email
3 Replica a este post
  1. Excelente diálogo. Lástima que en mi país (Chile) no se haya valorado una serie de excelencia como The West Wing.