Miguel Montes

Se llama Miguel Francisco Montes Neiro. No tiene delitos de sangre, pero desde 1976 ha ido encadenando condendas, unas 20 en total, que lo han convertido en el recluso común que más tiempo lleva entre rejas en nuestro país. Entró en prisión por “desertar” del Ejercito mientras hacía la mili y desde entonces entró en una espiral de fugas, robos y falsificaciones. Ahora con 60 años y tras pasar más de 34 en prisión, enfermo del riñon, de hepatitis C y de cancer ha vuelto a pedir su excarcelación… aunque sin éxito de momento.

 

Imagen de previsualización de YouTube

Su abogado, Félix Ángel Martín García, explica que Montes lleva en realidad aún más tiempo en la cárcel, ya que sumándole los días que ha estado en prisión preventiva, acumula una estancia entre rejas de 46 años y ocho meses. En teoría su salida está prevista para mayo de 2012, pero Martín García piensa recurrir al Tribunal Supremo e incluso pedir el indulto al Ministerio del Interior porque “a este hombre no le corresponde llevar 34 años en prisión”.

El propio Miguel Montes explicó su caso y su causa en una carta hace un año: “Nací en el año 50, en el 66 entre preso, y a partir de entonces se acabó la libertad para mi. En la mili se pierde un subfusil, y a mi me condenan a golpes y ofensas durante 5 días, hasta que vienen y me piden perdón, y me dicen que a aparecido el subfusil; pero desde ese día ingreso en prisión, por deserción.

Eso ocurrió en 1976, y hasta la fecha en prisión, o o bajo el control penitenciario, o fugado; y yo más que fugado estoy cansado de soportar tanta injusticia, tanta sin razón, tanta trampa. Que cometi delitos, es cierto. Pero estoy convencido de haberlos pagado.”

En su historial, el reo también acumula varios intentos de suicidio y hasta cinco fugas. En 1986 protagonizó una especialmente llamativa. Se ahorcó en su celda y lo dieron por muerto. Se despertó en la morgue con dolor de cuello y se escapó. En total se calcula que ha pasado 1.400 días “en libertad” en esos periodos entre fugas.

La hemana de Miguel Montes, Encarnación, explica los detalles del caso, denuncia los fallos del sistema. Y explica que lo que más temen es que muera en la cárcel.

Imagen de previsualización de YouTube
Print Friendly, PDF & Email