Un proyecto de publicidad multimedia de dos estudiantes suecos para la marca Doritos ofrece un programa descargable para que cada usuario pueda sustituir banners y elementos accesorios de las páginas web que visita con imágenes o informaciones a su elección. La campaña se llama “Only the good stuff” (solo las cosas buenas) y su eslógan es “¿Y si Internet fuera igual que una bolsa de Doritos… lleno solo de las cosas buenas?” De momento no está operativa, es sólo un proyecto pero ha recibido varios premios y generado un gran debate en la red.

Imagen de previsualización de YouTube

Thomas Jonsson y Cark Fredrik Jannerfeldt de la Berghs School of Communication de Estocolmo crearon hace unos meses el proyecto como una respuesta a la invasión de banners que denuncian muchos internautas. Desarrollaron un plug-in descargable que detecta en cada página que visita donde están colocados los anuncios publicitarios y permite personalizar ese espacio con el contenido que elija cada uno.

La idea central de la campaña -dar el poder a los usuarios sobre sus pantallas para que puedan eliminar la publicidad y otros elementos de las páginas que visitan- conlleva incógnitas en muchos campos que se discuten en muchos foros: ¿Es legal? ¿Qué pasará con los anunciantes que han contratado ese espacio? ¿Es viable una Internet sin publicidad? ¿Puede servir para mejorar la creatividad? ¿Hasta qué punto la marca puede tener control sobre ese espacio?…

Print Friendly, PDF & Email