En un encuentro informativo organizado por el Circulo de Corresponsales Extranjeros en España, el presidente del gobierno de la Comunidad Autónoma canaria se ha mostrado muy crítico con el Ejecutivo que preside Mariano Rajoy. Rivero habló de licencias para las prospecciones petrolíferas, la ley de costas y la política económica. Un resumen del encuentro puede verse en la web del Círculo.

Paulino Rivero, con Hans Kellner, presidente del Círculo

Paulino Rivero se opuso a las prospección petrolíferas frente a las costas de Fuerteventura y Lanzarote, aprobadas en el Consejo de Ministros en marzo. Ve riesgos de una contaminación similar a la que sufrieron las costas en el Golfo de México en el 2010, el mayor vertido de crudo en la historia de los Estados Unidos. El presidente autonómico recordó que el turismo en las Islas Canarias aporta el 54% al BIP des las islas Fuerteventura y Lanzarote.

Además criticó la Ley de Costas, en la que ve un retroceso en la política económica y protección ambiental. La ley reproducirá según Rivero el crecimiento urbanístico salvaje en el litoral. Señaló que la ley de suelo excesivamente flexible ya fue causante de “un desarrollo atípico”, del “pan para hoy y hambre para mañana”.

Rivero pidió además una reforma de la Constitución, convertir el Senado en una cámara territorial y criticó las reuniones exclusivas del Gobierno con los Presidentes de las Comunidades Autonómicas gobernadas por el Partido Popular. Criticó la financiación de las CC.AA., pero negó tensiones financieros por la atención de extranjeros con o sin papeles en el sistema de salud pública de su Comunidad. Mientras los europeos son atendidos según los convenios de la UE, su Gobierno habría expedido 50.000 tarjetas especiales “para que todos puedan ser atendidos”.