Probablemente sea uno de los símbolos más reconocidos de todo el planeta. El icono circular de la paz, que fue creado para exigir el desarme nuclear, cumple hoy 50 años. Su nacimiento se produjo en el Reino Unido  entre el 16 y el 17 de febrero de 1958 aunque la imágen se popularizó en la américa de los años 60, durante las protestas contra la guerra de Vietnam. Hoy es un inequívoco símbolo universal contra la guerra. Su historia está llena de singularidades y rodeada de comprometidos activistas del pacifismo.


Un oficial norteamericano explicando a su captor
el significado del símbolo de su collar
(
Imagen: Wikipedia)

 

Gerald Holtom, el artista que lo diseñó, buscaba junto a sus compañeros, un símbolo que identificase al moviento CND (Campaign for Nuclear Disarmament) y que encabezase la marcha del 17 de febrero en Londres hacia el centro de investigación nuclear Aldermaston (Cartel original convocándola).

El pacifista Holton, intentó reunir en un icono las siglas de la organización (CND) y para ello irónicamente utilizó iniciales representadas con el lenguaje de banderas (semáforo) creado por los militares. No sólo eso. Holton confesó más tarde que se inspiró en el cuadro de los fusilamientos de Goya:

..”me dibujé a mí mismo representanto la desesperación de un individo, con las palmas de manos extendidas hacia afuera en la manera del campesino de Goya frente al escuadrón de fusilamiento..”, detalló.

 

Los bocetos de aquellos dibujos se conservan hoy en la “Commonweal library” de Bradford.

 

LA INICIATIVA FUE UN ?XITO 

La marcha reunió alrededor de 5.000 personas. Entre ellos estaban J.B. Priestley, Michael Foot, John Collins, Sheila Jones, el filósofo Bertrand Russell, Pat Arrowsmith, una militante cuyo octogenario curriculum incluye hoy once estancias en la cárcel y otras tantas detenciones por sus movilizaciones contra las armas; y Walter Wolfgang.

 


Pat Arrowsmith con uno de los iconos originales (izq) 
y Walter Wolfgang cuando fue expulsado del Congreso Laborista

 

“EL ANCIANO QUE HUMILL? A TONY BLAIR” 

La historia de Wolfgang tiene todos los componentes cinematográficos. Este judio exiliado que padeció la persecución de los nazis, fue también uno de los fundadores de la CND. Su nombre, sin embargo, saltó recientemente a la fama mundial,  al ser expulsado por los gorilas de seguridad del congreso del Partido Laborista. Wolfgang gritó “¡tonterías!” cuando el ministro de Exteriores, Jack Straw, defendía los logros de la intervención angloamericana en Irak. Su atropellada expulsión provocó una cascada de disculpas del Partido Laborista a las que se sumó el mismísimo Tony Blair en la BBC. Al día siguiente fue recibido de nuevo con una gran ovación.

 

Imagen de previsualización de YouTube

La expulsión del anciano Wolfgang
puede verse en el minuto 3:50

 

Pacifistas octogenarios, filósofos, defensores de las libertades civiles, hippies, militares-pacifistas… Estos son algunos de los compañeros de viaje que vieron nacer tan inequívoco icono. Ahora, con motivo del 50 aniversario, una web ha abierto un espacio público para recibir los diseños de los internautas.

 

Imagen de previsualización de YouTube

El símbolo ha sido representado en
múltiples ocasiones para protestar contra la guerra

 

[Agradecimientos: Leo Bassi]