Angel Gurría, secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), considera que la solvencia de España está fuera de toda duda. En el Foro de Cinco Días ha declarado que “en el caso de España no hay motivos para cuestionar la solvencia financiera del Gobierno” porque el peso de la deuda “es todavía moderado y manejable”.

Angel Gurria
(Foto: Flickr/OECD Development Center)

El responsable de la OCDE también considera que la situación de España no se puede comparar a la de Grecia, los dos países son incompatibles en términos de deuda, pero instó a España a tomar medidas para detener el rápido aumento de la deuda pública y garantizar su sostenibilidad a largo plazo.

Pese a que Angel Gurría considera que “lo peor de la crisis sí ha pasado”, no ha sido optimista sobre las posibilidades de una rápida salida para España. En su opinión, 2010 será “flojo o plano” y ha vaticinado que 2011 será ya mejor porque el entorno “será también mejor”.

Finalmente se ha pronunciado sobre algunas de las asignaturas pendientes de la economía española, afirmando que la reforma del mercado laboral “es y debe seguir siendo una de las prioridades”. Y ha defendido “una relajación de las prestaciones excesivamente proteccionistas” de las que disfrutan los trabajadores fijos en España.

Print Friendly, PDF & Email