Foto del momento en que se abrieron los compartimentos de las mascarillas .

El vuelo de la compañía Ryanair con destino Gran Canaria (FR2011 de las 07:10) se vió obligado a volver a Barajas tras un incidente producido poco después del despegue

[ipad/iphone]  “Sobre las 07,45 -explican  pasajeros a radiocable.com- el avión perdió altura primero, se percibió olor a quemado y se produjo una descompresión en la cabina que provocó la apertura de los sistemas de mascarillas de emergencia”. Según los testigos solo se escuchó una voz que sobre las mascarillas decía “primero los niños y después los adultos” Según el comunicado de la compañía, se trató de una “despresurización de la cabina”, aunque el texto no aclara la procedencia del olor a quemado descrito por los pasajeros (actualizado).

El vuelo FR 2011 (Madrid ?? Gran Canaria), ha tenido esta mañana una despresurización de cabina poco tiempo después de despegar desde Madrid. Los pilotos han efectuado los procedimientos habituales en caso de despresurización, han desplegado las mascaras de oxigeno y han iniciado un descenso controlado del avión a la altura correspondiente. El avión ha regresado al aeropuerto de Madrid inmediatamente y ha aterrizado con normalidad a las 08:09h (hora local) donde los pasajeros han desembarcado de manera segura.   Los ingenieros de Ryanair procederán a inspeccionar y reparar el avión. Ryanair ha programado un avión de repuesto para transportar a los pasajeros afectados, este nuevo vuelo ha despegado de Madrid a las 10:56h (hora local de Madrid). Ryanair pide disculpas a los 160 pasajeros afectados por este retraso.(aquí completo)

El avión volvió a tomar tierra en Barajas. Los pasajeros fueron conducidos a la zona de embarque y los que decidieron seguir el viaje, vuelan ya con destino Gran Canaria. Los pasajeros, según su propio testimonio, fueron informados de que “volaban en un avión nuevo con tripulación diferente”. Según Aena “no hay constancia del humo del motor” pero si “una despresurización en la cabina”, lo que ha provocado el regreso a Barajas. “El piloto avisó a la Torre de Control de Barajas que decretó un protocolo rutinario de “Alerta local preventiva” Algunos pasajeros -explica Aena- se han quejado de dolor de oidos y dolor de cabeza producto de la despresurización. Dieciseis pasajeros han sido atendidos por los servicios médicos de Anea, de los cuales catorce han sido dado de alta. La propia compañía Ryanair ha decidido trasladar a otros dos pasajeros a un hospital para una revisión más profunda.

Foto enviada por @DeividBetancor Actualización 15:22. Otros pasajeros han enviado fotos a Twitter contando su experiencia :

Actualización: Otros pasajeros también coinciden en el fuerte olor a quemado que se percibió en el interior:

” las máscaras no funcionaron durante los diez primeros minutos, respirar era cada vez más difícil y el olor a quemado se hizo insoportable.” -explica Laura en Público.es

Print Friendly, PDF & Email