ACTUALIZACIÓN: El Juez ha absuelto de los delitos de desórdenes públicos y lesiones a los 16 activistas de Greenpeace y de todos los delitos al fotoperiodista independiente Pedro Armestre.

Este 4 de diciembre, Pedro Armestre, fotoreportero de la agencia France Press y galardonado con el  Premio de Periodismo Rey de España 2014, va a ser juzgado en Valencia junto con 16 activistas de Greenpeace. Están acusados de desórdenes públicos, daños y lesiones por una acción de protesta en la central nuclear de Cofrentes. La fiscalía y la eléctrica Iberdrola piden para ellos, penas de dos años y ocho meses de cárcel. En la red, la campaña #Cofrentes17 pide la exculpación de Armestre y los ecologistas y denuncia que se trata de un intento de coartar el derecho a protestar garantizado por el artículo 45 de la Constitución española y la libertad de expresión.

(Foto: Twitter/Pedro Armestre)

El 15 de febrero de 2011, un grupo de activistas de Greenpeace entró en Cofrentes para pedir el cierre de la central. Fue una acción pacífica en la que pintaron en una de las torres las palabras “peligro nuclear”. Pedro Armestre estaba cubriendo la noticia para AFP pero fue detenido junto con los ecologistas. En el blog Los Zapatos del vagabundo explica: “Se me acercó la Guardia Civil al salir y un agente me dijo que estaba detenido. Me tuvieron 40 horas en el calabozo. Cuando me llevaron ante la juez, me dijo que estaba acusado de cortar la barriga a un agente de seguridad con una radial. Imagínate. Le contesté a la juez que ya cargo con demasiados kilos de equipo como para también llevar a mi trabajo una radial”.

Greenpeace denuncia que este juicio es el más duro al que se ha enfrentado la organización en sus 30 años de activismo en España. Afirma que defender el medio ambiente es un deber y protestar un derecho. Y advierten que si entra en vigor la nueva Ley de Seguridad Ciudadana, este tipo de juicios será habitual. Han organizado un día de acción bloguera en protesta por el juicio.

Print Friendly, PDF & Email