Cesar Calderón

Cesar Calderón, responsable del blog Netoratón 2.0, considera que la directiva aprobada por la Comisión Europea que permite jornadas laborales de hasta 65 horas semanales es un grave retroceso para los derechos de los trabajadores. Por ello encabeza la campaña de protesta y presión en la red para conseguir que el Parlamento de Bruselas no de el visto bueno a la norma. Explica que en pocos días, los 54 eurodiputados españoles han recibido ya 25.000 correos electrónicos pidiéndoles que voten en contra y más de 6.000 personas la están secundando también en las redes sociales. La campaña incluso está traspasando las fronteras españolas.

Cesar Calderón piensa que la larga historia de la reivindicación de los derechos laborales se ha centrado siempre en mejorar las condiciones de trabajo y acortar la jornadas. Pero para ello, un pilar fundamental ha sido la negociación colectiva que ha permitido lograr muchos de los derechos que existen actualmente. La nueva directiva que quiere impulsar la UE lo que pretende es individualizar esa negociación, que cada empresario pueda negociar con cada trabajador. Para el blogger eso sería abrir la puerta de nuevo a la explotación.

Para tratar de evitar que la directiva sea aprobada por el Parlamento, Calderón y otros bloggers han lanzado la campaña “65 horas. Ni de coña“, cuya primera fase ha sido enviar emails a los eurodiputados españoles para advertirles que se están jugando su voto. De momento más de 25.000 internautas ya les han escrito y la campaña se sigue extendiendo como la pólvora gracias a los cientos de blogs en toda Europa que la están secundando y a las redes sociales como Facebook y Tuenti, donde ya se han inscrito 2.000 y 4.000 personas respectivamente.

Cesar Calderón señala además que pese a las críticas al gobierno español por no haber votado en contra, esto en realidad ha evitado que la norma quedara bloqueada en la Comisión y que esta institución la pudiera aplicar de facto. La abstención permitió que la directiva fuera enviada al Parlamento Europeo donde es posible influir para “tumbarla”. Y España es quien está encabezando la oposición a la normativa.

Print Friendly, PDF & Email
11 Replica a este post
  1. El PP europeo quiere imponer la Jornada laboral de 60 horas semanales

    La UE se plantea asestar un duro golpe a un derecho social aprobando una directiva que permite una semana laboral de 60 horas. Se dará un salto hacia atrás de gigante ya que en 1917 se consagró la semana laboral de 48 horas gracias a la lucha de los trabajadores.

    Este retroceso social ha sido propuesto por el Partido Popular Europeo. Su directiva permitirá socavar a traición las mejores legislaciones nacionales, pasando por encima de las correlaciones de fuerzas existentes en cada uno de los estados.

    De Reino Unido a toda la UE
    En Reino Unido se permite que cada trabajador pueda pactar con su empresario “libremente” el tiempo de trabajo. Esta medida deja al trabajador desamparado y sin protección ante el empresario. Dejar al trabajador que pacte a solas con el empresario es renunciar a toda la historia legal y de lucha social colectiva.

    Berlusconi y Sarkozy dan el empujón
    Hasta ahora España, Francia e Italia ejercían una minoría de bloqueo contra la iniciativa (encabezada por Alemania, Reino Unido y otros) de aumentar la jornada laboral.
    Con la llegada de Berlusconi y Sarkozy al poder, Italia y Francia han abandonado el frente contra el aumento de la jornada.
    Los gobiernos de la derecha en Europa son sinónimos de regresión social.

    España se abstiene
    El gobierno de España, que ha sido crítico con esta posibilidad, se abstuvo en la votación y, junto a Bélgica, Chipre, Grecia y Hungría, presentó una declaración en la que aseguró no poder aceptar el texto por el “retroceso social” que supone.

    Parar la directiva
    La movilización social, con sus sindicatos a la cabeza, debe exigir al Gobierno de España que no se deje arrastrar por este vendaval y que no se aplique en España. Hay que trabajar para mantener las conquistas sociales.

    El PSOE e IU debería llevar la iniciativa, dentro del Grupo Socialista Europeo y del Grupo de la Izquierda Unitaria, para frenar los intentos de regresión social de la mayoría conservadora europea.

    Que no se aplique esta ley en España
    Debemos exigir al gobierno Zapatero que España sea territorio nongrato para esta iniciativa. Se debe comprometer a no aplicar esta ley cuando el Parlamento Europero la apruebe.
    No se debe dejar en la cuneta los avances sociales que tanto sudor ha costado a la clase trabajadora.

  2. Las 65horas semanales es una burrada pero las prefiero a las 35 porque con dinero con menos tiempo te diviertes mas y con las 35 horas mucho tiempo pero para aburrirse porque de dinero para diversiones nada