La manifestación de este 21 de septiembre de los antiabortistas es recogida por varios medios internacionales. Explican que el gobierno conservador español parece inclinarse por guardar el proyecto de reforma y ha provocado la salida a la calle de movimientos pro-vida y curas que acusan de traición a Mariano Rajoy.

The Times dice que los curas se lanzan a la calle para que España no deje caer la ley del aborto. Recoger cómo decenas de miles de activistas pro-vida salieron a las calles en toda España para protestar después de que el gobierno haya desechado su controvertido plan para frenar el aborto. Y destaca que sacerdotes y monjas se unieron a la marcha V por la Vida en 32 ciudades, entre ellas Madrid, aunque también hubo manifestaciones en Londres, Polonia y siete países de América Latina. Apunta que los manifestantes acusan a Mariano Rajoy de no cumplir su promesa electoral de 2011 de que reformaría la actual ley del aborto.

Radio France constata que el proyecto de ley conservador sobre el aborto se aleja. Explica que los “provida”, o el grupo anti-aborto que apoya incondicionalmente el proyecto de ley del ministro de Justicia Ruiz Gallardón que busca reformar la cuestión del aborto de forma muy restrictiva, se manifestó este 21 de septiembre en Madrid acusando al gobierno conservador de haberles traicionado. El gobierno de Rajoy ha guardado en el armario esta reforma que enfureció a las feministas y gran parte de la opinión pública. En plena tormenta con el movimiento independentista catalán no quiere otro conflicto de este calibre.

Euronews señala que los pro-vida acusan al gobierno español de traición. Recoge la la manifestación en Madrid “advirtiendo” al gobierno para que cumpla su promesa de endurecer el aborto y acusándole de traición tras las noticias que sugieren que los conservadores están considerando dejar de lado sus controvertidos planes, a pesar de tener mayoría absoluta. Recuerda que España se había sido puesta en línea con la mayor parte de Europa occidental, cuando el gobierno socialista relajó las normas para el aborto en 2010. Y apunta que los conservadores admiten que sus restricciones previstas son un tema sensible y complicado y dicen ahora que quieren buscar consenso.

(Esta noticia está incluida en el resumen de prensa internacional de radiocable.com)