En nuestro país, tanto las cadenas públicas como las privadas rebasan de forma sistemática el límite de publicidad televisiva de 12 minutos por hora que fija la legislación comunitaria, a veces en márgenes muy amplios. La Unión Europea ha cursado varios llamamientos a las autoridades españolas para que tomaran medidas que corrigieran esta situación. Tras considerar que España no ha actuado, la Comisión acaba de anunciar que llevará a España ante el Tribunal de Justicia de Luxemburgo (TUE).


(Foto: Flickr/Lollipopcoasterland)

La comisaria de Sociedad de la Información, Viviane Reding ha explicado que hay una “saturación” de publicidad en la televisión española y sostiene que este “bombardeo” es malo para los espectadores. La Comisión ya había dado un ultimatum a España en mayo pasado.

Los anuncios son la principal fuente de financiación para las cadenas en abierto. Y la argumentación de las autoridades españolas es que no están de acuerdo con el análisis europeo sobre publicidad en televisión. Bruselas por ejemplo considera como anuncios los espacios de telepromoción, teletiendas o publirreportajes, mientras que nuestro país deja estas categorías fuera del concepto de publicidad.

España aplica en este sentido otro límite establecido por la normativa nacional que autoriza 17 minutos de publicidad por hora y no los 12 que fueron decicidos por la nueva directiva televisión sin fronteras que entró en vigor del 19 de diciembre de 2007.

Donde sí se ha confirmado que se reducirá la publicidad es en TVE. María Teresa Fernandez de la Vega anunció en junio que la cadena pública irá paulatinamente reduciendo su límite de minutos de anuncios por hora para pasar de 12 a 9 en 2010.

Print Friendly, PDF & Email